ENTREVISTAS

PERICO/ RÚBEN VALDIVIA

“Mi hijo quiso detener una pelea y lo ejecutaron”

El padre del joven asesinado en Perico, pidió justicia por Ariel y lo recordó como un trabajador.

“Mi hijo quiso detener una pelea y lo ejecutaron”

Fue durante una marcha por pedido de paz que los vecinos de la ciudad de Perico efectuaron la noche del viernes pasaso por las principales calles de la localidad. Los asistentes portaban pancartas y mensajes en pro de la vida y la seguridad.-

Rubén Valdivia, padre de Ariel, el joven de 22 años asesinado de un balazo la noche del domingo pasado a la salida de un local nocturno de la Av. Éxodo habló con la prensa y brindó detalles sobre lo acontecido esa fatídica noche.-

“Quiero dejar en claro que todo lo que se dice por los medios es mentira, mi hijo no era un delincuente, no debía plata a nadie y no fue por un drama pasional. Fue una pelea, hay dos versiones, recién estoy tomando los datos y averiguando”, sostuvo el progenitor.-

Las versiones a las que se hacen referencia darían cuenta de un grupo de personas que causando riñas increparon a Ariel involucrándolo en una pelea tras lo cual uno de los implicados le disparó un tiro por la espalda con un arma 9 mm, mientras que por otro lado, existe la versión de que el joven habría intentado separar o detener una gresca en la que golpeó a alguien cercano al hombre que más tarde se bajaría de un vehículo color rojo y le efectuaría el mortal tiro.-

“Quiero agradecer al intendente Roly Ficoseco, al Secretario de Hacienda Caliva, al Ministro de Seguridad Ekel Meyer y al Comisario Mayor Miguel Singh, el jefe de la regional y el Oficial a cargo que en todo momento me dieron su apoyo”, comentó Valdivia.-

Por el momento el único detenido es un joven de 19 años de edad de apellido Guanactolay, capturado por la Brigada de Investigaciones de Perico y acusado por la fiscalía de “homicidio simple”.-

“Agradezco esta marcha, sinceramente ni mi señora ni yo nos sentimos bien, pero le pido a los medios que no publiquen cosas que no sepan, de mi hijo dijeron que era un sicario, pero él era un trabajador, era pintor y también instalaba durlok, trabajaba conmigo y con un vecino todos los días”, finalizó el padre de Ariel.-